Gone

Hi. Voy a escribir estas líneas bajo la misma modalidad de siempre: pensando que solo mis amigos me leen. Siendo ese el caso, les extrañará la poca frecuencia con la que han escuchado de mí esta última semana. Poca actividad en Facebook, uno que otro tweet, dos fotos locas en Instagram, muerte cerebral en Snapchat… yup, I’ve been gone. La búsqueda de departamento en Nueva York consume todo mi tiempo. Paradójicamente, con toda la tecnología disponible, me resulta más difícil que en Lima, donde solo tienes que caminar por la zona en la que quieres vivir y buscar los gigantescos avisos de “SE ALQUILA” que te agreden desde las ventanas. As ugly as they are, los extraño. Te la ponían fácil. Aquí tengo que cernir una tonelada de anuncios de Craiglists y otros foros para que caigan tres o cuatro sitios decentes/affordable, de los cuales con suerte me responde uno.

“¿POR QUÉ ES TAN DIFÍCIL?”, le pregunté a mi amigo Jeff, quien texteó a uno de los departamentos por mí ya que yo AÚN no tengo teléfono. It really is getting ridiculous, ¡pero pónganse en mi lugar! Yo no quiero el nuevo iPhone porque siento que es una tablet, quiero un celular que pueda maniobrar con una sola mano sin tener que dislocarme los dedos, ir mutando lentamente o apretar ese estúpido botón que sube la pantalla a la altura del modelo anterior. Tipo, si has agregado un botón específicamente para eso, estás admitiendo que este nuevo tamaño es una cagada. En fin, en un mes el 5S, que es el que yo quiero, va a costar un sol. Literal, aquí donde la moneda es el dólar costará un nuevo sol. Entonces me llega al pincho comprarme un teléfono ahorita que en un mes va a costar considerablemente menos. Recuerden: para ponerse en mi lugar, tienen que ponerse su gorro de #larealtacaña. But I digress, el punto es que le pregunté por qué mierda era tan difícil encontrar donde vivir y me respondió: es Nueva York. Todo es difícil.

Esta primera semana he visto a (o al menos hablado con) varios amigos aquí, pero he pasado la mayor parte de mi tiempo solo, enclaustrado en el departamento que estoy invadiendo en el Distrito Financiero. He salido poco y no he usado mi tarjeta del metro casi nada, lo cual me jode porque si no la uso a diario estoy perdiendo plata, jaja. Todo por estar pegado dándole ctrl + R a mi búsqueda en Craigslist y a mi gmail, esperando respuesta de alguien de Craigslist. Encontré un sitio más o menos interesante y medio que me están esperando… pero estaría disponible en un mes. UN MES. ¿Qué coño voy a hacer un mes sin jato? Puedo seguir saltando de depa de amigo en depa de amigo, pero como que no es la voz. Realmente estoy lamentando no haber empezado a ahorrar el año pasado. Supongo que algo dentro de mí pensaba que esto no llegaría a suceder y no era necesario.

Estoy absolutamente consciente de que estoy viviendo mi sueño y que, al menos apartment-wise, me lo tengo que ganar. ¡Ya bastante me ha caído del cielo! Pero, efectivamente, es difícil. Tipo, ya basta, ¡que salga algo de una vez! This is a very sleepy start for a brand new chapter. I’m not here nor there. Sin casa, aún sin clases, con restricciones en mi tarjeta porque es temporal hasta que salga la oficial, sin teléfono, es como seguir de vacaciones pero con una nube de estrés a mi alrededor, apestándome el viaje como el vapor que sale de la alcantarilla de Rector. Es raro estar acá y no sentir que ya llegué. Porque todo lo que hago es estar en la cama, teclado sobre el diafragma, pantalla contra la rodilla, buscando depas. Am I even gone?

¡Felizmente mañana llega mi tarjeta y mi vida cambiará! Podré comprarme un teléfono de segunda online y aguantar hasta que salga el nuevo phablet y mi 5S se vaya al suelo. Además, mañana también tengo el primer evento de la universidad, lo cual me da algo emocionante que hacer. Oh wait, el viernes también tengo un photoshoot para Celestyle, ahora que lo recuerdo. Todo ello será un gran avance en mi calidad de vida actual, jaja. In the meantime, creo que tengo que llamar a alguien para tomarme un trago en algún lado. No puedo ver un depa más, vomitaré. Me tomaré la noche libre. Voy a darle un tiempo prudencial a mi buena mala suerte para entrar en acción. Ya llegará el lugar perfecto, I know it! 

23-Breakfast-at-Tiffanys-quotes

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: