Sálvese quien pueda [redux]

Después de ver las noticias del atentado de esta mañana en París, no puedo dejar mi entrada de anoche como está. La prepotencia de las religiones occidentales en América es indignante tanto hoy como ayer y mañana; pero al menos la salvación ladra pero no muerde. O mejor dicho, muerde pero no me come. Claro, vivo como un ciudadano de segunda clase en este país gracias a esta gente de mierda, pero VIVO. El mismo despotismo en religiones orientales es down right homicidal. Me parece inaudito que en este siglo una publicación europea como Charlie Hebdo (y no pretendo hacerles creer que la conocía, clearly I just found out about its existence, as did the world by large) sea atacada por extremistas religiosos por ESTO:

/home/wpcom/public_html/wp-content/blogs.dir/343/46789210/files/2015/01/img_0934.jpg
Cualquier bien oculto en lo más profundo del islamismo, cualquier enseñanza worth following enraizada en el ADN de esta religión, ha sido obliterada por el odio inconmensurable de quienes pretenden ser la más asquerosa y tirana policía moral de Asia, hoy Europa y el resto del mundo. Como hábilmente señala esta ilustración, esta gente de mierda no reconocería a su propio profeta si lo viera el día de hoy. For shame.

No tiene sentido jugar al abogado del diablo en esta ocasión, porque no hay justificación alguna. My “compassionate Christian mission” to save your sorry soul, I get. THAT I understand. I think it’s idiotic and invasive, but I get it. ¿Detener en seco una vida? Eso no. Hay una gran diferencia entre justificar que gente venga a decirme “estás mal, ESTE es el camino del bien” porque CREE que tiene que salvarme y gente que viene a MATARME, no questions asked, porque cree lo mismo.

Y sin embargo, no me cuesta nada meterlos en el mismo saco. Porque el error es el mismo. La única diferencia es cuán arbitraria y espeluznante es la consecuencia. ¿Cuántos SIGLOS van de gente asesinada en nombre de un poder mayor? Ya sea por el músculo directo de la organización o a través de gente enferma, inoculada de odio por años. Mujeres y homosexuales que son vistos como cosas y seres infrahumanos, respectivamente, podemos dar fe de cuán lejos llegan las enseñanzas de la Biblia o el Corán. Desde el púlpito y de la boca para afuera siempre se predica sobre el amor, pero expulsan odio a raudales, like an unseemly by-product, como el monóxido de los autos e igual de venenoso.

Sólo me queda decir que me uno a la indignación global por esta barbarie y que tu Dios me libre de ser salvado por ti.

/home/wpcom/public_html/wp-content/blogs.dir/343/46789210/files/2015/01/img_0935-0.gif

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: